Página de inicio > Recetas > Chips de vegetales con crema de boniato
print

Chips de vegetales con crema de boniato

Sabrosos ya sea individualmente o juntos – una manera deliciosa y sana de comer verduras

Hemos preparado unos deliciosos y crujientes chips de vegetales en el horno y también una sabrosa crema de boniato, ¡Simplemente exquisito!

Ingredientes

Para 4 personas
   2 zanahorias (aprox. 200 g)
   1 chirivía (aprox. 200 g)
   1 boniato grande (aprox. 700 g) también conocido como batata o patata dulce.
   1 remolacha
   1,5 cucharadas + 2 cucharadas de aceite
   sal, pimienta
   1 manzana
   20 g de jengibre
   800 ml de caldo de verduras
   200 ml de crema
   Papel de horno Albal®
   Bolsa multiusos Zipper® de Albal® (3 L)
   Papel de cocina
Preparación
Preparación 30 min. Cocción 30-45 min.
Dificultad

Productos sugeridos

Preparación

Paso a Paso

  1. Precalentar el horno a 150 °C. Lavar, limpiar y secar las verduras, no es necesario pelarlas. Usando un cuchillo o una rebanadora, cortar un cuarto del boniato y la chirivía, media zanahoria y toda la remolacha en rodajas muy finas lo más uniformemente posible para hacer los chips, reservar el resto para hacer la crema. Usar la parte gruesa de la zanahoria y la chirivía, porque las rodajas se vuelven significativamente más pequeñas en el horno.
  2. Colocar las rodajas una al lado de la otra sobre papel de cocina y añadir un poco de sal. Cubrir con otra capa de papel de cocina y a continuación colocarles bandeja de hornear y adicionalmente dos ollas o sartenes para añadir peso y que las verduras queden prensadas . Dejar reposar durante 5-10 minutos para quitar el exceso de agua.
  3. Cubrir la bandeja de hornear con papel de horno Albal®. Con un pincel de cocina esparce una fina capa de aceite por ambos lados de las rodajas de vegetales y sala ligeramente. Extiéndelas sobre la bandeja de hornear, separadas según los tipos de vegetales, ya que algunos de ellos quedan crujientes casi inmediatamente y por lo tanto son más fáciles de retirar de la bandeja de hornear. Como alternativa a utilizar el pincel para esparcir el aceite sobre los vegetales (zanahoria, chirivía, boniato) colócalas en una bolsa multiusos Zipper® de Albal®, excepto la remolacha. Añadir 1 cucharada de aceite y 3 pizcas de sal, cerrar la bolsa y mezclar todo (con cuidado de que no se rompan) para que las rebanadas estén ligeramente aceitadas por todas partes. Coloca las rebanadas de vegetales en la bandeja de hornear. Luego hacer lo mismo con las remolachas introduciéndolas en la bolsa multiusos Zipper de Albal®, añadir 1/2 cucharada de aceite y 1-2 pizcas de sal, cerrar la bolsa y mezclar el contenido. Colocarlas sobre la bandeja del horno.
  4. Colocar la bandeja de hornear a un nivel medio y dejar la puerta del horno ligeramente abierta con la ayuda del mango de una cuchara de madera a modo de cuña. Esto permite que la humedad se escape y que los chips de vegetales se vuelvan crujientes. Comprobar los vegetales después de unos 30-35 minutos. Retirar los que ya estén crujientes y ligeramente dorados y continuar horneando el resto hasta que también estén dorados y crujientes. Es mejor conservarlos fuera de la bandeja sobre papel horno, si se quedan en la bandeja, se cocinarán un poco más, debido a que la bandeja tardará en enfriarse.
  5. Mientras tanto, nos prepararemos para hacer la crema de boniato. Pelar la manzana y el jengibre y cortarlo en dados grandes junto con el resto de las verduras que se reservaron. Calentar 2 cucharadas de aceite en una cacerola a fuego medio y sofreír todo durante 10 minutos, removiendo de vez en cuando. Desglasar con 800 ml de caldo vegetal y cocinar a fuego lento durante unos 15 minutos. Añadir los 200 ml de crema y triturar finamente con la licuadora. Si la crema está demasiado espesa, añadir un poco más de caldo de verduras al gusto. Verter la crema de boniato en tazones o en platos y adornar con los chips de verduras caseras.

Chips de verduras con chirivía, boniato, zanahoria y remolacha sobre papel de horno Albal®, con bol de crema de boniato.

Lo mejor para las sobras

La crema de boniato se puede conservar en el frigorífico, durante 2 días, siempre y cuando se cubra perfectamente, por ejemplo con film transparente Albal®

Los chips de verduras se pueden conservar crujientes y sabrosos dentro de las bolsas multiusos Zipper® de Albal® o de las bolsas de Congelación Ultra Zip® de Albal®. Lo único que tienes que hacer es introducir los chips de verduras y antes de cerrar la bolsa sacar todo el aire que sea posible de la bolsa antes de cerrar.

De acuerdo a nuestra experiencia, las chirivías son las que más tiempo permanecen crujientes, todo lo contrario de la remolacha que se vuelve blanda.

Recetas relacionadas

Cocina fácilmente una de las recetas más populares de la dieta mediterránea

Una receta perfecta para los que no tengan mucho tiempo. ¡Esta Quiche de calabacín y jamón york en colaboración con Thermomix te encantará!

Cocina una receta sana y sin ensuciar demasiado